fbpx

Gamificación y Aprendizaje en las Empresas

En los últimos tiempos, la gamificación ha ganado una fuerte presencia en el sector empresarial y en varias de sus áreas. Entre estas se destaca la capacitación del personal, la cual ha incorporado esta técnica por tratarse de una sólida herramienta de aprendizaje.

La gamificación tiene la particularidad de ser capaz de estimular la motivación y el interés de los involucrados. Por lo tanto, el objetivo que tenga la actividad gamificada será alcanzado de una forma rápida, sencilla y divertida para el participante.  

Sigue leyendo y descubre más acerca de esta eficiente herramienta que está revolucionando el mundo empresarial, a pesar de su existencia de larga data.

¿Qué es la gamificación? 

La gamificación es una técnica que consiste en aplicar factores propios de la actividad del juego a diversas áreas del ámbito empresarial. Estos factores son:

– Obtener de puntos.

– Ganar recompensas.

– Superar retos.

– Competir para calificar en un ranking.

Algunas de las áreas organizacionales en las que se ha aplicado la gamificación de forma exitosa son:

  • El marketing.
  • Las ventas.
  • La capacitación.
  • La comunicación.
  • La productividad.
  • La atención al cliente.
  • El branding.

Por medio de la gamificación, las empresas pueden lograr la modificación de ciertas conductas en sus colaboradores y la adquisición de otras nuevas. Todo en pro de los fines de la organización y de los objetivos profesionales y personales de sus miembros.

Es gracias a lo anterior que esta práctica se encuentra en boga como una de las más importantes tendencias de gestión empresarial. Se destaca por involucrar, en la misma medida, a directivos, trabajadores y clientes de una forma agradable y divertida.

La gamificación y el objetivo de su uso en las empresas

Dentro del ámbito empresarial, los objetivos que se busca alcanzar mediante la gamificación son:

La capacitación del personal: entrenar y formar al talento humano para el desarrollo de habilidades por área, el manejo de conflictos, la resolución de problemas, la realización y ejecución de planes y más.

El fomento del trabajo en equipo: esta técnica permite estimular la consecución de metas por medio del trabajo conjunto. Ayuda a fomentar y fortalecer las relaciones profesionales y personales entre los colaboradores de todos los niveles organizacionales.

El incremento de la motivación: el establecimiento de metas, el reconocimientos de logros y la obtención de recompensas permite elevar la motivación de los miembros de la empresa. De esta forma se logra incrementar su rendimiento y satisfacción.

La proyección de la imagen de la marca: se realiza a través de estrategias novedosas y creativas que permitan enganchar a potenciales clientes de una forma interactiva y divertida, en lugar de recurrir a la típica descripción de productos y servicios. 

La mejora de la comunicación: mediante la aplicación de factores de juego, se puede contribuir a la mejora en el intercambio de comunicación en la empresa, así como a la expresión de opiniones e ideas de forma asertiva.

Gamificación
Photo by Priscilla Du Preez on Unsplash. Licencia CC0.

Importancia de incorporar la gamificación en las empresas en esta era

En este punto, es importante destacar que el poder de la gamificación se encuentra en su capacidad de generar un cambio de actitud en los miembros de la organización. De esta manera se provocan ciertas conductas deseadas y alineadas con los objetivos de la empresa.

Es así como se saca provecho del espíritu competitivo y de la naturaleza lúdica intrínseca al individuo, para la consecución de los siguientes objetivos: 

  • Incremento de la participación del colectivo implicado en el proceso.
  • Mejora del aprendizaje, así como del desarrollo de habilidades y competencias.
  • Estímulo de la cohesión y coordinación de equipos de trabajo.
  • Aumento de la fidelidad de los clientes.
  • Promoción de un buen clima organizacional.
  • Aumento de los niveles de satisfacción tanto en los clientes internos como externos.
  • Mejora de la proyección y visibilidad de la imagen de empresa.

Y como gran resultado final, consecuencia del cumplimiento de los objetivos antes mencionados, está la optimización de los resultados organizacionales.

¿Cómo implementar esta estrategia en el ámbito empresarial?

Existen muchas y variadas formas de aplicar la gamificación en el ámbito empresarial. Algunas alternativas son las aplicaciones y plataformas digitales especializadas, el teambuilding y las dinámicas de grupo.

Pero la clave está en la creatividad para encontrar aquella estrategia que marcará la diferencia y permitirá alcanzar el objetivo trazado. 

Algunos ejemplos de gamificación muy creativos y que te pueden servir de inspiración para aplicar en tu negocio o empresa son los mencionados a continuación:

El caso Domino’s Pizza: esta empresa quiso incrementar los niveles de fidelización de sus clientes e incrementar las ventas por medio de la creación de una App móvil llamada Pizza Hero que, en año 2011, permitía a los usuarios crear una pizza a su propio gusto.

El caso BBVA en España: en el año 2011, este banco incrementó la digitalización de sus clientes aplicando la gamificación, al crear una aplicación denominada Game BBVA. 

A través de su uso, que implica el cumplimiento de varios retos, se enseña a los usuarios la forma de manejar la plataforma digital del banco, mientras se acumulan puntos para ser canjeados por premios.

En seguida te presentamos las técnicas más utilizadas que puedes contextualizar con ideas similares a las antes mencionadas:

Ganar y acumular puntos: consiste en asignar un valor cuantitativo a la ejecución de determinadas actividades o a la consecución de logros. Estos se sumarán en la medida que se van ganando.

Escalar niveles: Al superar los retos y desafíos planteados, se va ascendiendo a diferentes niveles.

Obtener  premios: al cumplir objetivos, se le otorgan al jugador galardones, poderes especiales o situaciones ventajosas en los niveles más complejos del juego.

Otorgar regalos: siempre que el usuario ejecute una acción determinada, se le dará un obsequio.

Entrar en clasificaciones: se crean rankings entre los jugadores participantes para fomentar la mutua competencia. 

Superar desafíos: se impulsa al jugador a dar el máximo de su esfuerzo para conseguir una meta antes que los demás participantes.

Gamificación
Photo by Campaign Creators on Unsplash. Licencia CC0.

Mensajes claves

Aplicar la gamificación ha traído muchos beneficios al ámbito empresarial en sus diferentes áreas. La tendencia a usarla también va en ascenso como un fenómeno mundial.

Se estima que para el 2020 una quinta parte de las empresas del mundo estarán aplicando la gamificación en alguna de sus áreas.

Lo mejor de todo es que no importan las dimensiones de tu negocio u organización. Lo mismo da que sea una pequeña startup o una gran corporación. Siempre podrá beneficiarse de las ventajas que implica el uso de esta técnica.

No esperes más y anímate a probar su uso de la mano de especialistas en el área como PMK, una empresa dedicada a la creación de soluciones digitales empresariales a la medida de sus clientes. 

Quizás también te interese:

La capacitación de los canales de distribución y su influencia en la fidelización

La nueva fuerza de ventas y sus skills para la relación con los clientes

¿Se requiere que el equipo de ventas desarrolle nuevas habilidades comerciales con clientes y competidores más digitalizados?

Comments
pingbacks / trackbacks

Dejar un comentario

Abrir chat
💬 ¿Necesitas ayuda?
Hola 👋🏻
¿En qué podemos ayudarte?